septiembre 29, 2022

Las estafas en las redes sociales evolucionan cada vez más. Códigos de verificación, aniversarios y falsos conocidos. Cómo protegerse de estas maniobras

Por iProfesional

26/07/2022 – 9:30 pm

A medida que las redes sociales atraen a más usuarios, más son las posibilidades de que los estafadores y piratas informáticos encuentren una víctima. Dólares, rifas o transferencias, la variedad de recursos es enorme. En este contexto, actualmente WhatsApp tiene más de 2.000 millones de usuarios y existe una alta posibilidad de caer en estafas digitales.

Hay datos, fuentes y expresiones particulares que se puede tener en cuenta ante una posible estafa.

WhatsApp: 7 formas de estafas clásicas

Los estafadores, si bien tienen la posibilidad de recurrir a diferentes vías, la mayoría de las veces terminan utilizando una de las opciones más conocidas. Sin embargo, suelen ser los más fáciles de creer.

1) Actualizaciones premium como WhatsApp Gold: una de las estafas más recurrentes durante al menos cinco años. La estafa es simple; un usuario recibe un mensaje que promete una versión exclusiva de WhatsApp o una especie de ‘OnlyFans’ en Whatsapp. En el momento de la supuesta descarga, infectan el móvil con malware.

Una de las modalidades más comunes tiene que ver con el supuesto aniversario de las grandes empresas.

Una de las modalidades más comunes tiene que ver con el supuesto aniversario de las grandes empresas.

dos) Pagar para descargar: aquí la víctima suele poner sus datos bancarios. Si tiene suerte, ‘solo’ robarán la cantidad que pague. Si no tiene suerte, puede perder todo en su cuenta. Por lo general, los piratas informáticos se hacen pasar por los hijos de las víctimas u otros familiares y mienten diciendo que están de viaje.

3) Sorteos: En este caso, los ciberdelincuentes utilizan WhatsApp para enviar mensajes masivos invitando a participar en una rifa de viajes, celulares, autos 0 km, etc. Envían un enlace en el que, para participar, hay que abrir un enlace y rellenar un formulario. Si no, lo remiten a una descarga de malware u obtienen información personal y privado al que nadie debe tener acceso.

4) Familiar o amigo en problemas: aunque puede ser fácil de reconocer, la circunstancia y la necesidad de actuar con rapidez es lo que hace que no nos demos cuenta. Primero, una persona que conoces escribe desde el celular de un extraño, alegando que ha perdido su teléfono y necesita que le envíes dinero a través de un enlace incluido en el cuerpo del mensaje. De nuevo, en esta segunda parte se comete el delito de sustracción de datos personales y/o bancarios.

En ocasiones, los primeros contactos llegan a través de redes como Instagram o Facebook.  Entonces se produce la estafa de WhatsApp.

A veces el primer contacto llega a través de Instagram o Facebook. Luego continúa la estafa en WhatsApp.

5) Wokefishing: Esta modalidad se ha puesto de moda especialmente en Europa y otros países del mundo. Es especialmente delicado en adolescentes. Los ciberdelincuentes saben cómo y a qué público dirigirse. El primer contacto se realiza a través de Facebook o Instagram y tras establecer un vínculo de confianza con su víctima, continúan estrechando lazos a través de WhatsApp. Si la víctima cae, puede acceder a compartir datos íntimos y privados que luego serán utilizados en su contra.

6) Códigos de verificación: la mayoría de los sistemas de seguridad ofrecen la opción de doble autenticación para proteger las contraseñas. Sin embargo, Si recibe un mensaje en WhatsApp con un código de verificación de seis dígitos, puede sospechar.

7) Aniversario falso: un simple mensaje que indica que una marca importante está celebrando su aniversario y ofreciendo regalos o beneficios. antes de que lo consigas Tienes que completar una encuesta. Luego, deberás compartir el mensaje con tus contactos o grupos de WhatsApp. El regalo nunca llega y el usuario es redirigido a sitios que muestran algún tipo de adware.

Continuar leyendo este Titular: las 7 estafas populares que tenés que evitar